martes, 30 de julio de 2013

Celosa (Auto estima II)


"Ha pasado la noche fuera otra vez. Habla con ella por favor"

¡Ding dong!

Adrián no tardó demasiado en abrirme la puerta, con cara de no encontrarse bien. Parecía que él también tenía resaca
-No imaginé que vendrías tan rápido
No me pareció que estuviera sorprendido. Me invitó a pasar amablemente y a sentarme en el sofá delante de la televisión. Estaba jugando a la consola, a un juego con el que había visto a Eira. Zombies. O algo parecido. Adrián me dejó un vaso de agua en la mesa junto a la que se sentó, en el suelo para seguir dando tiros. El volumen estaba demasiado alto...
-¿Y tu hermana?
-Sigue dormida
Obviamente, no estaba allí y salvo los gritos enajenados de los pueblerinos que salían al paso del personaje de Adrián, no se oía nada más. Pero ¿no podía estar en su habitación, despierta? Pensaba que con ese ruido, el timbre cuando llegué...¿Y seguía dormida?
-No estoy seguro-continuó cuando vi que nadie le atacaba en el juego y él exploraba el pueblo-no he llegado a hablar con ella pero creo que pasó la noche con Victoria-tuve una sensación desagradable e inexplicable en el estómago al oír aquello
-¿Con ella? ¿no se supone que...?
-Victoria vino aquí buscándola y le dije que había salido. Parece que tiene un olfato especial para saber cuando Eira no está bien. De todos modos, no sé si la encontró o no. Mi hermanita llegó y se acostó casi con la ropa con la que venía si no le llego a decir que se pusiera el pijama...

Adrián dijo algo más antes de volver a ponerse a dar tiros como un loco, mientras se oía el sonido de una motosierra de fondo, pero no comprendí lo que dijo porque una serie de pensamientos fueron tomando mi cabeza y haciéndome perder la noción de todo.

¿Habrá pasado la noche con Victoria? ¿todavía seguía enamorada de ella pese a lo que me dijo? ¿pese a lo que hizo? y si es así Casandra...

Me levanté bruscamente del asiento, haciendo que Adrián se sobresaltara y pausara el juego, para poder mirarme
-Voy a despertarla.

El hermano mellizo de Eira me miró con extrañeza ya que no noté que había hablado con voz entrecortada.

Tenía razón, Eira seguía dormida, abrazada a su almohada y destapada. Si se movía un poco a la izquierda, se caería el suelo de bruces. Contuve una risita que alivió durante unos segundos la sensación de congoja que tenía. Al final se me escapó un suspiro.
Sobre la mesa del escritorio estaba el colgante que Eira siempre llevaba puesto desde hacía algunos años: un trébol de cuatro hojas dorado con una pequeña piedra verde incrustada en el centro. Recordé que sin embargo, aquel día... no lo llevaba...

Me di cuenta que a diferencia de la mayoría de ocasiones, recordaba todo hasta el más nimio de los detalles. Desde toda la conversación que tuvimos, hasta el gesto más imperceptible. Y cada cosa que recordaba... provocaba el nudo en mi garganta. Las ganas de llorar sin parar.

Pero aquella mañana fue diferente. Hizo acrecentar aún más la sensación de congoja, el pellizco en el estómago y el torrente de pensamientos se aceleró hasta que una pregunta tomó forma en mi mente.

¿Estoy celosa de Victoria?

Abrí mucho los ojos y me quedé mirando a Eira. ¿Era eso lo que me estaba pasando? ¿sentía celos de esa chica? ¿Por qué? me pregunté pero no hubo respuesta. No me sentía todavía con capacidad de responderme a mí misma y viendo que asomaban más dudas... me quedé en blanco, concentrándome en el ritmo sereno de la respiración de Eira.

Había empezado a salir con Héctor porque tenía claro que me gustaba. Estaba a gusto con él. Contenta. Si lo tenía tan claro ¿por qué me encontraba ante la cama de Eira, preguntándome si había pasado la noche con Victoria y sintiendo unos celos terribles en vez de simple preocupación por la posibilidad de que volviera con esa arpía?

¿Qué me estaba pasando?

Eira se giró, se puso boca arriba y abrió despacio los ojos. Tardó unos segundos en darse cuenta que estaba con ella en la habitación.

----------------------------------------------

Por experimentar, he probado a escribir este fragmento desde el punto de vista de Casandra en vez del de Eira.

Una cosa, ayer solucioné unos problemas que había con algunos de los enlaces de descarga de Cicatrices. Disculpad las molestias

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios serán moderados a partir de ahora, sean pacientes si no lo ven publicados de inmediato.Rogaría no hacer demasiado spam en los mensajes, ni insultos, ni groserías, etc, etc. Por lo demás, todos los comentarios serán bienvenidos y muy agradecidos por servidora :D