martes, 19 de junio de 2012

Dudas (felicidad II)

Mothers version II by Vyrhelle-Vyrl


-¿No es ya hora de que lo hablemos?
Me encontraba apoyada sobre mi codo, mirándola fijamente. Llevaba un buen rato, seguramente desde que despertó, boca arriba con una expresión muy seria y pensativa, casi sin moverse. Al cabo de un minuto de preguntarle, se puso boca abajo y ladeando la cabeza hacia a mí. Se le empezaron a humedecer un poco los ojos
-¿Soy lesbiana?
Abrí los ojos como platos porque no esperaba que fuera tan directa, ni tan clara con algo que habíamos estado evitando desde hacía algún tiempo. Tragué saliva y elegí muy bien lo que tenía que decirle, en base a mi experiencia con la esperanza de que le sirviera.
-No tiene por qué...-respiré hondo-de lo que se trata es de lo que sientas y no estrictamente de lo que te atrae sexualmente-Casandra río nerviosamente
-Es que ese es mi dilema, Eira... la parte sexual del asunto-me miró con elocuencia y también sonreí-¿de verdad que la fuerza de los sentimientos son capaces de llevarnos hasta este punto?
-Creo que sí-me miró muy fijamente.
-No lo tienes muy claro...-iba a responderle de inmediato pero me quedé trabada por momentos, viendo que la mirada de Casandra se iba enfriando.
-No lo tengo claro porque no he sentido nunca algo tan fuerte por una persona como para conocer con certeza esa posibilidad-Casandra empezó a sonrojarse y apartó la mirada
-¿Quieres decir...?-dijo en un murmullo y antes de que terminara la frase, la besé suavemente.
    -¿Qué nunca he querido a nadie como te quiero a ti? No, nunca he sentido esto por nadie más que por ti-sonrío feliz pero después la fue perdiendo un poco, ensombrecida por las dudas que seguían presentes en su cabecita
-Pero tú tienes claro que eres lesbiana ¿no? Vamos, que tienes claro que te gustan las mujeres... como  a mí me gustan los hombres... creo.

Nos volvimos a mirar a los ojos fijamente. Me di cuenta de cuánto la atormentaba todo aquello y me asusté. En cierto modo, había vivido lo mismo que estaba viviendo ella y sabía que no se trataba de una simple duda sobre su sexualidad... si no tal vez sobre sus propios sentimientos. Tal vez no estaba segura de si realmente sentía amor o si lo que le pasaba es que estaba... confundida. Había sufrido muchas decepciones y rupturas en el último año y su relación con Héctor subía y bajaba con demasiada frecuencia.

Y de repente... yo

-Si quieres que te sea sincera, vida mía... si un día elegí que quería compartir mi vida con una mujer, fue porque aquellas que me han gustado o enamorado me han llenado más que algunos hombres con los que he llegado a intimar-le acaricié el pelo mientras ella prestaba mucha atención a lo que decía-lo que quiero decir es que no tiene porque ser una cuestión meramente sexual o de atractivo, sino de algo más...

Dejé la frase en el aire, no porque lo hiciera a propósito, sino porque hay cosas que no se logran explicar adecuadamente y aquello era una de esas cosas.
-Lo que llaman química ¿no?-se había dado cuenta de que no sabía cómo seguir explicándoselo
-Es una forma de llamarlo, sí... pero yo misma he tenido la oportunidad de comprobar que un buen físico o un físico que te pueda volver loca no tiene por qué garantizar que dentro de esa persona, encuentres las suficientes cosas como para tener algo más serio con ella.
-Es lo que te pasó con Victoria ¿no?
-Sí, la verdad es que estaba hablando de ella...-le enseñé todos mis dientes en una sonrisa forzada-lo que pasa que no fue solo eso lo único que influyó.
-¿Y que más influyó?
-Tú
-¿Yo?-me preguntó extrañada-¿cuánto tiempo llevas enamorada de mí?
Volví a sonreír enseñando todos mis dientes pero con más sinceridad


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios serán moderados a partir de ahora, sean pacientes si no lo ven publicados de inmediato.Rogaría no hacer demasiado spam en los mensajes, ni insultos, ni groserías, etc, etc. Por lo demás, todos los comentarios serán bienvenidos y muy agradecidos por servidora :D