lunes, 10 de enero de 2011

Autoedición y publicación: los otros caminos del escritor

Como hablaba en la tercera entrada sobre Autoedición, hay una serie de cosas que un escritor novel debería de hacer para promocionar su primer libro. Algunas de esas recomendaciones son comunes porque las puedes encontrar incluso en la propia Lulu. Otras son mías propias por ser las cosas que yo he hecho.

Tal y como terminé en mi pasada entrada, ese trabajo puede ser el que te lleve a avanzar en tu camino. Es decir, probablemente no vendas un sólo libro (es decir, ganar dinero porque lo que es descargar si que se descarga) y no llegues a ser conocido por simplemente publicar en Lulu. Pero todo lo que haces por él sí puede darte muchas alegrías.

Dos de mis recomendaciones fueron el tener un blog, para no perder jamás la costumbre de escribir y tener un perfil en Facebook aunque no nos guste. A día de hoy añadiría además tener una cuenta en Twitter. Para entrar en contacto contigo o con otras personas es mucho más rápido y limpio que Facebook, el cual hay que configurar adecuadamente para que tu Muro de noticias no se llene de las publicaciones de juegos o de todas esas páginas de fans que tienes. Y si aprendes a usarlo y a buscar, puedes encontrar lo que deseas.

Fue a través de Facebook que pude conocer Kit Book, participar en uno de sus concursos... salir seleccionada y tener mi relato corto publicado. Tampoco gano nada con él pero ya tengo otro escaparate para mí como escritora.

Llegué a saber de Kit Book a través de grupos y contactos en común, debido a que muchos agentes literarios, escritores y editoriales nuevas, más independientes o más pequeñas, utilizan Facebook como plataforma de contacto con aquel que esté interesado en ellos, desde otras editoriales hasta escritores. Cuando digo una y otra vez, con total convencimiento, que las editoriales pequeñas se van a comer a las grandes, lo hago por experiencia y con criterio.

La verdad es que lo conseguí casi de casualidad. Una recomendación que se puede leer en cualquier manual para un escritor novel para poder darse a conocer o publicar su libro, es la participación en un concurso. Antes de participar en el de relato corto de Kit-Book ya lo había hecho en varias ocasiones a lo largo de los años con muy poca fortuna: salí seleccionada en un concurso del periódico universitario de Aula Magna, en teoría para ser publicado mi relato en un número especial. Pero ni supe nada de ese número (comprobé que no se publicó), ni se volvió a hacer el concurso en los siguientes años. Por lo demás, no tuve tanta suerte en el resto de concursos, más por mi ignorancia de cómo funcionan estos eventos que otra cosa. Siempre tenía ganas de escribir y de participar. Lo que ocurre es que hay diferentes concursos con distintos niveles además de diferentes requisitos. Es decir, no en todos los concursos podría participar un escritor desconocido y salir bien parado porque sólo hay que ver a los premiados en dichos concursos para saber que ya hay que tener cierto recorrido e incluso premios, para conseguir algo con ellos. Eso, si no suelen ser amigos o conocidos de quienes organizan el concurso. Eso hay en todos lados y en los concursos y certámenes no podían faltar.

A pesar de todo, con Kit Book lo intenté una vez más aunque ya había desistido de participar en alguno. Tenía un relato que cumplía con todos los requisitos y sólo necesitaba repasarlo y corregirlo. Contaba además con una referencia que me sorprendía gratamente y es que en SafeCreative Flavio y Ruth era uno de mis relatos más descargados y tenía curiosidad por saber si era algo más que un simple relato escrito una tarde-noche romana.
Lo era y lo es. Muchas veces escribo los relatos según me viene la inspiración y la idea y nunca me doy cuenta de cuánto pongo en ellas hasta que otras personas lo leen y valoran. O hasta que yo haya puesto una cierta distancia con esas historias.

Además de ser una buena historia, Flavio y Ruth es ahora también mi segunda tarjeta de presentación y la puerta a muchas más posibilidades cuando quiera seguir avanzando en mi camino si quisiera publicar en una editorial alguna novela (digo alguna porque ideas no me faltan xD).
Si quiero ganar dinero con el libro de relatos, tengo que pedirlos y distribuirlos yo, si no nada de nada pero no me importa. El valor de esa publicación no radica solamente en que pueda ganar o no dinero con él si no en lo que te puede aportar a corto o largo plazo.

Por eso decía en mi última entrada que hay que tener una idea muy equivocada de la autopublicación para decidir quitar tu obra de Lulu por el simple hecho de no ganar dinero o de no vender. No te vas a convertir en un best seller en una página de ese estilo, mucho menos de la noche a la mañana y las oportunidades tampoco llegan solas. No basta con simplemente publicar y escribir a unos cuantos anunciando tu obra. Para que esto funcione, hace falta un trabajo constante, paciencia y esfuerzo. Si se hace, todo acaba llegando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios serán moderados a partir de ahora, sean pacientes si no lo ven publicados de inmediato.Rogaría no hacer demasiado spam en los mensajes, ni insultos, ni groserías, etc, etc. Por lo demás, todos los comentarios serán bienvenidos y muy agradecidos por servidora :D